Acerca del sulfuro de hidrógeno

El sulfuro de hidrógeno (H2S) es un conocido contaminante encontrado en cierta concentración en todos los vinos, las cervezas y otras bebidas fermentadas con levadura. La contaminación con H2S ocurre de forma natural como un derivado de la fermentación convencional de la levadura. Un porcentaje significativo de todas las fermentaciones de vino puede estar tan afectado por este contaminante que se crea un inconfundible olor nocivo similar a "huevo podrido" y el vino requiere recuperación. 

Los costos asociados a la recuperación de los vinos contaminados con altas concentraciones de H2(alcanzadas a través de medidas de intenso trabajo como la aireación o la introducción de sulfato de cobre) pueden, en algunos casos, afectar significativamente la calidad y el precio del vino mientras que también requieren la participación y atención adicional del viticultor en el proceso.

En lugar de desperdiciar valiosos recursos en la innecesaria recuperación, los viticultores más avanzados están eligiendo el enfoque preventivo (y mucho más rentable) de utilizar las levaduras que previenen el H2para eliminar completamente la formación de H2S. Los aspectos económicos de utilizar nuestras levaduras son persuasivos: con un precio similar al de otras levaduras de vino de primera calidad del mercado, nuestras levaduras previenen la formación de H2y, de esta manera, mejoran la calidad sin costos adicionales. 

El H2eclipsa la calidad y todo el sabor del vino

El H2se produce de forma natural como un derivado directo de la fermentación del vino basado en levaduras e, incluso en concentraciones mínimas inferiores al umbral sensorial de los seres humanos, afectará la calidad y el aroma sensorial general del vino. En la jerga del sector, la presencia de H2S, incluso en cantidades que dejan trazas, “cierra” el vino y dificulta la expresión total de su complejidad.

Las cepas de levadura que previenen el H2de Renaissance Yeast proporcionan la fermentación deseada sin este derivado innecesario. Los viticultores que utilizan nuestras levaduras han comentado: "Mi vino nunca ha tenido un aroma tan extraordinario" y "El vino es más abierto". El uso de las levaduras que previenen el H2S elimina una barrera clave en la creación de vinos artísticos, de alta calidad y bien equilibrados.

Nota: independientemente de la levadura utilizada en la fermentación, el sulfuro elemental introducido mediante el tratamiento con fumigación de los viñedos y presente en las uvas en el momento de la vendimia, como también la contaminación de otras levaduras comerciales o salvajes, puede provocar la formación de derivados del sulfuro en el vino. Por lo tanto, para eliminar complemente la contaminación de H2S, es necesario evitar cuidadosamente la introducción de la fumigación química que contenga sulfuro como también la coinoculación con otras cepas de levadura que pueda haber en el viñedo o residir dentro del equipo de la bodega.